Los padres abandonaron al niño de 4 años 2 años después de haberlo adoptado, argumentando una situación complicada

Rincón positivo

Myka y James comenzaron su actividad en YouTube a partir de 2014. Comparten inicialmente su vida familiar, desde el nacimiento de su hija hasta el embarazo de Myka.

Luego, recibieron a dos nuevos niños y, en 2016, decidieron adoptar.

Después de descubrir a Huksley en Ohio, con lesiones cerebrales y hinchazón confirmadas, Myka, enfermera de oncología, sintió una fuerte conexión y decidió adoptarlo.

Una vez adoptado el bebé, descubrieron que Huksley había sufrido un derrame cerebral prenatal, era autista de tercer grado y tenía trastornos del desarrollo sensorial.

La familia tuvo que enfrentarse a estos desafíos brindando a Huksley cuidados especiales, tratamientos terapéuticos y ayuda para seguir su desarrollo.

A pesar de los obstáculos, Myka y su esposo consideraron esta adopción como una experiencia única y enriquecedora, convencidos de que los haría mejores padres.

La pareja dio a luz a su quinto hijo en junio de 2019. Sin embargo, surgieron desafíos inesperados después de la adopción de Huksley, con graves complicaciones relacionadas con su estado de desarrollo.

Las preocupaciones se intensificaron en 2019_2020 cuando Huksley dejó de aparecer en los sitios web familiares. Se siguieron suposiciones y solicitudes de aclaración en las redes sociales. En mayo de 2020, los esposos anunciaron su intención de colocar a Huksley en otra familia debido a sus características y estado de salud, lo que generó una fuerte reacción en los medios en línea.

Ante los numerosos comentarios, la familia destacó la importancia del bienestar de Huksley en su nuevo entorno.

En junio de 2020, Myka anunció que no estaba en condiciones de criar a un niño con necesidades especiales, admitiendo el dolor causado y expresando el arrepentimiento de no haber compartido su historia anteriormente.

Calificar artículo
Compartir Con Tus Amigos
Historias Positivas
Añadir un comentario